Ampliando el verano 2017 (V)

Share Button

Atardecer en la playa de Cabopino

Hace unos meses hablábamos de la aplicación de las nuevas tecnologías a la prevención de la muerte súbita infantil y veíamos que aún no son tan fiables ni tan seguras, por lo que en un principio quedábamos a la expectativa de los avances que se pudieran producir en este nuevo campo. Recordemos lo que decíamos por aquel entonces.

Tecnología en pediatría, ¿realmente útil?

Desde la creación de amplia-mente.com uno de los temas que más nos ha preocupado ha sido la Muerte Súbita del Lactante. Hemos hablado de múltiples aspectos de la misma, desde los aspectos genéticos que puede llevar a un diagnóstico precoz, la relación con la fiebre o con las infecciones o la posible causa de este Síndrome a nivel del sistema nervioso central. Hoy no queremos dejar pasar los avances tecnológicos que intentan ayudar a la prevención de la muerte súbita infantil.

Technology in pediatrics, really useful?

Since the creation of amplia-mente.com one of the issues that has worried us most has been the Sudden Death of the Infant. We have talked about many aspects of it, from the genetic aspects that can lead to an early diagnosis, the relation with the fever or the infections or the possible cause of this Syndrome at the level of the central nervous system. Today we do not want to miss the technological advances that try to help the prevention of sudden infant death.

La tecnología actual que manejamos nos permite tener en la palma de la mano un instrumento que nos abre las puertas del mundo, nuestro teléfono móvil. En él podemos tener una app que nos orienta con lo que comemos, o nos busca un restaurante, o nos localiza un taxi, o un contacto, o una app que nos dice que distancia hemos recorrido… y como no estas aplicaciones tenían que llegar al campo de la salud. Así tenemos útiles sistemas que conectando nuestra camiseta al teléfono móvil nos indican nuestra frecuencia cardiaca.

The current technology that we handle allows us to have in the palm of the hand an instrument that opens the doors of the world, our mobile phone. In it we can have an app that guides us with what we eat, or looks for a restaurant, or locates a taxi, or a contact, or an app that tells us how far we have traveled … and since these applications did not have to get to the health field. So we have useful systems that connect our shirt to the mobile phone tell us our heart rate.

Pues bien este desarrollo tecnológico ha llegado a la pediatría y en concreto a la prevención de la muerte súbita infantil, así se han comercializado primero unos monitores de saturaciones de oxígeno, frecuencia cardiaca, etc, que alertaban a los padres si existían algunas alteraciones de estos niveles. Estos monitores han avanzado hasta llegar a prendas infantiles que se les ponen a los niños y que nos conecta a ellos con nuestros móviles. En concreto hablamos del desarrollo de unos calcetines con un sensor que puede medir la frecuencia cardíaca y la saturación de oxígeno, así en caso de que se produzca alguna alteración de estos parámetros nos saltaría una alarma en nuestro dispositivo móvil.

Well, this technological development has reached pediatrics and specifically prevention of sudden infant death, so have been marketed first monitors of oxygen saturations, heart rate, etc., that alerted parents if there were some alterations of these Levels. These monitors have advanced to arrive at children’s clothes that are put to the children and that connects them to them with our mobiles. Specifically we talk about the development of socks with a sensor that can measure heart rate and oxygen saturation, so if there is any alteration of these parameters we would jump an alarm on our mobile device.

Pero a pesar de lo que aparentemente parece un gran avance para la prevención y el tratamiento precoz de la muerte súbita infantil, los pediatras sostienen que tales dispositivos pueden causar alarma indebida a los padres, sin evidencia de beneficios médicos, especialmente a los bebés sanos, ya que estos productos pueden causar temor innecesario, incertidumbre y duda en los padres. Así se ha puesto de manifiesto en el artículo publicado por la revista JAMA, titulado “The Emerging Market of Smartphone-Integrated Infant Physiologic Monitors“. En este artículo se analizan distintos dispositivos, calcetines, un botón, una pinza para el pañal o una cinta que se coloca en la pierna, unos analizan el pulso y la oximetría, otros el pulso y los movimientos respiratorios y otros solamente los movimientos respiratorios. Su coste varía entre los 150 y los 300 euros aproximadamente.

But despite what appears to be a breakthrough for the prevention and early treatment of sudden infant death, pediatricians argue that such devices can cause undue alarm to parents, with no evidence of medical benefits, especially to healthy babies, Since these products can cause unnecessary fear, uncertainty and doubt in the parents. This has been shown in the article published by JAMA magazine, entitled “The Emerging Market of Smartphone-Integrated Infant Physiologic Monitors“. This article analyzes different devices, socks, a button, a clip for the diaper or a tape that is placed on the leg, some analyze the pulse and oximetry, others the pulse and respiratory movements and others only the respiratory movements. Its cost varies between 150 and 300 euros approximately.

Sin embargo los investigadores del hospital de Philadelphia consideran que en la actualidad estos dispositivos no tienen base científica para lo que se han diseñado, es decir para prevenir la muerte súbita infantil, principalmente porque en muchas ocasiones se producen falsas alarmas al desconectarse el dispositivo, o al no captar correctamente la frecuencia cardiaca o respiratoria por movimientos del bebé, lo que llevaría a alarmar innecesariamente a los padres y a llevar a sus hijos a los centros de urgencias hospitalarias con falsas alarmas de muerte súbita. Por ejemplo, los bebés sanos tienen desaturaciones ocasionales de oxígeno a menos del 80% sin consecuencias clínicas, y estos monitores podrían aumentar el riesgo de sobrediagnóstico y daño potencial si estos eventos inocuos generan alarmas.

However, researchers at the Philadelphia hospital believe that currently these devices have no scientific basis for what they have been designed, ie to prevent sudden infant death, mainly because false alarms often occur when the device is disconnected, or By not correctly picking up the heart or respiratory rate by movements of the baby, which would unnecessarily alarm the parents and take their children to the hospital emergency centers with false alarms of sudden death. For example, healthy infants have occasional oxygen desaturations of less than 80% with no clinical consequences, and these monitors may increase the risk of overdiagnosis and potential harm if these harmless events generate alarms.

Por tanto, en lugar de tranquilizar a los padres, estos dispositivos pueden generar ansiedad y un falso diagnóstico de que su bebé está en riesgo de morir. Estas consideraciones introducen la posibilidad de que el uso de estos monitores podrían resultar indirectamente perjudiciales para los bebés y sus familias.

Therefore, instead of reassuring parents, these devices can generate anxiety and a false diagnosis that your baby is at risk of dying. These considerations introduce the possibility that the use of these monitors could be indirectly detrimental to infants and their families.

So the recommendations that doctors should give parents who ask about these products is simple. There is no evidence that infant physiological monitors save lives. Parents should now be made clear that the associations that authorize the drugs and these devices, for example the FDA, are still currently studying these devices, so at the present time they can not be considered useful and safe. We will continue alert to the evolution of technology, so far it does not seem to be very useful.

Así que las recomendaciones que los médicos deben dar a los padres que pregunten acerca de estos productos es simple. No hay evidencia de que los monitores fisiológicos infantiles salven vidas. Actualmente hay que dejar claro a los padres que las asociaciones que autorizan los medicamentos y estos dispositivos, por ejemplo la FDA, siguen en la actualidad estudiando estos dispositivos, por lo que en el momento actual no se pueden considerar útiles y seguros. Seguiremos atentos a la evolución de la tecnología, por ahora no parece ser muy útil.

Sebastián Díaz About Sebastián Díaz
Dr. Sebastián Díaz Ruiz, soy Medico Forense en el Instituto de Medicina Legal de Málaga. Me apasiona la Patología Forense. Experto Universitario en Metodología de Investigación en Drogodependencias. Miembro de la Sociedad Española de Patología Forense y de la Asociación de Médicos Forenses de Andalucia. Autor del libro “Manual de Tanatopraxia y Tanatoestética”. Pero ante todo, mi principal inquietud es la investigación y aprender cada día algo nuevo.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *